Tipos de sistemas de riego

portada
El agua es un factor determinante en la producción de alimentos. Una gran parte de las superficies cultivables del mundo sufre insuficiencia de precipitaciones, las cuales cada vez con mayor frecuencia se presentan en el momento menos propicio para los cultivos.

El agua es un factor determinante en la producción de alimentos. Una gran parte de las superficies cultivables del mundo sufre insuficiencia de precipitaciones, las cuales cada vez con mayor frecuencia se presentan en el momento menos propicio para los cultivos.

Tratando de soportar estas situaciones se diseñan técnicas que pretenden ser cada vez más eficientes en el manejo y conservación del agua. Una de las de mayor éxito, ampliamente aceptada y utilizada, es la de riego localizado, que consiste en suministrar el agua de modo que sólo moje una parte del suelo de cultivo, aquél donde se desarrollan las raíces. Además de la aplicación de agua al suelo, este sistema posibilita el aporte de los fertilizantes necesarios.

A continuación se mencionan las variantes que existen del sistema de riego localizado

 

Microaspersores y Difusores

Los microaspersores y difusores son dispositivos que suministran el agua en forma de gota muy pequeña, como de lluvia fina los primeros y más fina aún los segundos. Ambos se diseñan para funcionar en posición vertical, normal o invertida, plantados en el suelo sobre varillas, o colgados, unidos a las tuberías portaemisores mediante microtubos de polietileno.

Los microaspersores poseen un mecanismo móvil, la bailarina, que gira al impactar sobre ella un fino chorro de agua que pasa por una tobera, provocando su rotura y proyectando las gotas alrededor. Los difusores no poseen partes móviles. En su caso el fino chorro de agua impacta sobre una pantalla cóncava anclada en el cuerpo del dispositivo.

Los microaspersores se utilizan tanto para el riego al aire libre como en invernadero, en cultivos de vegetación alta o de porte bajo, ej.: plantas cultivadas en maceta, etc. Los difusores se utilizan preferiblemente en áreas abrigadas o cerradas como semilleros, mesas de cultivo, etc.

 

Goteros

Están diseñados para disipar la energía del agua y suministrarla a la planta, gota a gota, de manera controlada. Un gotero debe ser poco sensible a las variaciones de presión y muy uniforme en su funcionamiento, esto es, debe surtir una cantidad exacta de agua sin obstruirse. Para ello, es preciso que los orificios de salida del agua sean muy pequeños, por lo que se pueden obstruir con relativa facilidad.

Existen diferentes tipos de goteros disponibles en el mercado. Los que son muy sensibles a la variación de la presión provocan que, ante modificaciones de la misma, se produzcan grandes variaciones en el caudal de agua. Por otro lado, los goteros autocompensantes, no alteran prácticamente el caudal ante variaciones importantes de la presión. Debido a esta capacidad de control del caudal, son los más empleados.

Cintilla de riego

Sus presentaciones te facilitan los riegos para diferentes hortalizas con diferentes densidades de siembra, ya que suple la colocación una manguera con goteros cada 30 cm. Con esta cinta se riega de manera proporcional cada Planta de cultivo.

Además genera un significativo ahorro de agua ya que te permite mantener riegos precisos. Pero principalmente, es un producto que permite ofrecer la misma proporción de riego a todo el cultivo de una manera económica y de fácil instalación.  

Los más utilizados dentro de los invernaderos son la cintilla de riego y goteros, ya que permiten tener húmedo solo la zona de las raíces de las plantas y de esta manera también se controla el emergencia de malezas y/o enfermedades fungosas.

Acércate con nosotros para resolver dudas o elaborar alguna cotización sobre tu sistema de riego.

 

Añadir nuevo comentario